¿Deben los Yankees ir por Machado o perseguir al 6 veces ganador del Guante de Oro?

¿Esperar o jalar el gatillo? La decisión que deben tomar los del Bronx

Lo hemos dicho muchas veces, los Yankees tienen billetera libre para armar un equipo de miedo el 2019, el único problema que está enfrentando Brian Cashman es la disponibilidad del pitcheo, fuera de ahí las opciones ofensivas existen, pero adquirir “poder” sería más que nada un lujo y no una necesidad.

Dos de los agentes libres más cotizados en bastante tiempo están en el pensamiento constante de la fanaticada yankista; Bryce Harper y Manny Machado. Ambos peloteros son jóvenes (26 años) y aun otorgándoles un contrato de 10 años al final de este su nivel de producción no estaría en la decadencia como ha sucedido con la mayoría que firman contratos de 7 o 10 años (Alex Rodríguez, Robinson Canó, Albert Pujols, Cris Davis, y otros que se me escapan). Para su servidor, este aspecto de Manny y Bryce es el más atractivo.

bombers
Desde el 2016 se viene especulando con la firma de Harper y Machado

Ahora, si me dan a elegir entre uno de los dos yo me iría por Machado. Los números de ambos son excelentes y muy parecidos, pero Manny trae algo a la mesa que Bryce no: Machado taparía un hueco. Si bien es cierto el bat zurdo de Bryce Harper pudiera hacer mucho daño en el “short porch” del Yankee Stadium, los jardines de los Yankees están más que cubiertos. Por otro lado, con la baja de casi media temporada del Caballero Gregorius, Machado pudiera cubrir las paradas cortas sin problema evitando mover a Gleyber Torres a esta posición, que aunque es su posición inicial al parecer el equipo lo quiere como segunda base.

Pero ¿debieran los Yankees apresurarse en soltar un billetón (se habla de 300 millones de dólares) por un jugador que, aunque es una garantía con el madero, trae muchos aspectos negativos en cuanto a actitud? Si no hubiera otra opción yo le diría que sí y tal vez usted también, pero y si le digo que el próximo año pudiera estar disponible otro pelotero que aporta lo mismo que Manny más un mejor guante y una mejor actitud ¿se esperaría?

Antes de apresurarnos a dar una respuesta veamos qué trae a la mesa cada uno de ellos. Por cierto, estoy hablando de Nolan Arenado de los Rockies de Colorado.

Atlanta Braves v Colorado Rockies

Captura de pantalla 2018-11-30 a la(s) 14.38.17

En esta tabla podemos comparar a ambos jugadores (incluí a Josh Donaldson como referencia de una contratación realizada este año -Bravos-). Como puede ver los números de ambos son muy similares pero en todo lo supera Arenado salvo en bases por bolas recibidas y ponches. Cabe señalar que en el departamento de cuadrangulares y producidas Arenado supera a Manny aún cuando cuenta con 379 apariciones al plato menos y también es justo decir que Arenado juega en el Coors Field, estadio conocido por ser un paraíso para los cuadrangulares -si no me cree pregúntele a Vinny Castilla, Andrés Galarraga, Dante Bichet y Larry Walker, quienes se cansaron de echarla pa´afuera en ese estadio)-.

caballos
Clase de caballos

Entonces tenemos que en los números Arenado supera a Manny y si a eso le agregamos que con el guante también (6 guantes de oro de Arenado contra 2 de Machado), y ademas que en cuestión de actitud, ética de trabajo y ética en el terreno de juego Machado deja mucho que desear y Nolan es una figura ejemplar pareciera que la decisión se toma sola.

Pero a mí ver existen factores en contra de Arenado que no se pueden dejar a un lado:

  1. Nolan sólo juega tercera base y lo que necesitan los Yankees con urgencia es un sustituto para Didi, cosa que Manny pudiera hacer sin problemas.
  2. Los Yankees tuvieran que esperar una temporada para firmarlo, arriesgando a que los mismos Rockies le ofrezcan una extensión de contrato durante la temporada 2019 y también corriendo el riesgo de que Arenado se decida por otro equipo que le ofrezca una mayor cantidad de dinero al finalizar la temporada 2019.

Con el primer punto no veo mucho problema. La tercera base de los Yankees está cubierta por el ganador del premio Novato Sobresaliente de la Liga Americana y a quien le robaron descaradamente el premio de Novato del Año, Miguel “Papá” Andújar. Esperar un año a contratar un infielder slugger daría a los Yankees y a Miguel otra temporada de prueba, una temporada extra en la que se pudiera medir su producción y ver qué tanto ha mejorado su defensa (su talón de Aquiles), si el muchacho demuestra que puede ser la próxima gran estrella, soltar un billete por Arenado estará por demás y esos 25-30 millones por temporada pudieran invertirse en otro jugador. El problema reside en la espera y la incertidumbre. Si los Yankees se arriesgan a esperar un año para firmar a Arenado pudieran estar desperdiciando una oportunidad de oro de firmar a un pelotero de época y quedarse sin ninguno de los dos. La ventaja de Machado es que ha manifestado reiteradamente su deseo de jugar en el Bronx, el muchacho quiere ser un Yankee y al menos para mí eso pesa mucho, pero falta que lo demuestre a la hora de las negociaciones.

andujar

He ahí el dilema Yankee, ir con todo hoy o esperar a mañana. Tal vez estén evaluando muy seriamente la posibilidad de esperar porque no se ha visto agresividad en la firma de Machado. El mismo Hal Steinbrenner ha manifestado que su actitud es preocupante, pero que es algo que se debe hablar con el pelotero. Lo cierto es que los Yankees tienen de prioridad firmar pitcheo abridor, quedando demostrado en la adquisición de James Paxton y la posible firma de Patrick Corbin. Creo que una vez saldado este asunto podemos esperar que Cashman se enfoque en reforzar la ya poderosa ofensiva de los Bombarderos del Bronx.

La moneda está en el aire y falta ver qué es lo que decide la directiva como lo mejor para el equipo. En lo personal yo me esperaría un año para tratar de firmar a Nolan Arenado con todo y el riesgo que esto conlleva. ¿Por qué? bueno, para empezar tenemos un tercera base que batea, no ocupamos otro y cuando Didi regrese surgirá el problema de qué hacer con tanto jugador de cuadro -se pudiera argumentar que Andújar pudiera ir a la primera base pero es una opción muy arriesgada a mitad de temporada-, y mientras Didi se recupera su lugar lo puede ocupar Adeiny Hechavarría. Otro aspecto que me molesta es la actitud de Machado, su falta de interés al correr las bases o su actitud en el terreno de juego -pisar dos veces al primera base del equipo contrario- no son algo que vayan con el uniforme yankee. Ambos “problemas” solucionables, pero ante las necesidades de cubrir otras áreas del juego no veo el apuro en firmar a Machado. ¿Usted que haría si fuera Brian Cashman?

 

Aquí una muestra de lo que ambos pueden hacer en la antesala:

Anuncios

¿Fue acertada la decisión de los Yankees de cambiar prospecto por veterano?

Experiencia por juventud, ¿cuál será el resultado final de este cambio?

Hace apenas unos días Brian Cashman nos confirmó lo que muchos sabemos; el tipo no descansa. De la noche a la mañana y sin previo aviso nos salió con la noticia de que dejaba ir al prospecto número uno de la organización mas otros 2 a Seattle a cambio del pitcher zurdo de 30 años James “Big Maple” Paxton.

Justus Sheffield, joven lanzador zurdo de 22 años, llegó a la organización de los Yankees (junto a Clint Frazier y otros dos) en un cambio por Andrew Miller quien fue a aterrizar a los Indios, un cambio ganar-ganar si me preguntan a mí. Sheffield inmediatamente se convirtió en la joya de la granja, el prospecto a seguir y de quien se esperaba mucho. Gracias a su carisma y sus “herramientas” en la lomita, rápidamente se ganó el cariño de la afición y las expectativas comenzaron crecer exponencialmente. Su cercanía con el veterano CC Sabathia lo ponían como su sucesor, Sheffield estaba destinado a ser el próximo caballito de batalla de los del Bronx por muchos años. Pero al final no terminó de convencer a la directiva Yankee.

Captura de pantalla 2018-11-29 a la(s) 12.52.20

Al parecer su control (o descontrol) fue la pieza fundamental para que el oriundo de  Tennessee no fuera elegido para abrir partidos en la gran carpa pese a los problemas que tuvieron los bombarderos en el departamento de pitcheo abridor. Según los reportes de los scouts, Sheffield atacaba de una manera demasiado agresiva a los bateadores, para él el ponche era la prioridad lo que ocasionaba que hiciera demasiados lanzamientos muy temprano en el juego. Es un detalle que se puede solucionar pero siendo este departamento el talón de Aquiles de los Yankees estos no dudaron en jalar el gatillo cuando surgió la oportunidad de adquirir a un lanzador bastante solido  y con 6 campañas exitosas.

La ventaja: que pone Justus sobre la mesa es su juventud, varios años de control (en cuanto a contrato no su control al pitchar) y su proyección. La desventaja: los yankees ya no son un equipo en recontrucción, los del Bronx ocupan dar resultados el próximo 2019 y no están para experimentar un un lanzador joven que batalla para sacar outs.

Captura de pantalla 2018-11-29 a la(s) 12.51.01
En la granja ya lo están extrañando

James “Big Maple” Paxton llega a Nueva York con 6 temporadas en la gran carpa y en las últimas dos con más de 10 juegos ganados. La pasada temporada con los Marineros tuvo récord de 11-6 con 3.76 de efectividad, 208 ponches y 1.098 de WHIP (bases-hits por entrada lanzada). Pitcher con experiencia que, a como están las cosas ahorita, ocupará el número dos en la rotación de los Yankees.

El lado oscuro de Paxton es que tiende a lesionarse, aunque si lo vemos por el lado amable, no ha recaído en ninguna de ellas y 2 han sido por cuestiones fuera del ámbito del lanzador (un pelotazo y una lesión de dedo). Si el “Big Maple” logra mantenerse sano, su aportación al equipo será significativa.

La ventaja: Paxton es un lanzador zurdo de poder, de ponches y con las herramientas para eliminar la ventaja del “short porch” del Yankee Stadium a los bateadores zurdos. Ha estado utilizando más el cuter y esto puede terminar en más rodados. Su experiencia lo pone como candidato a ganar 15 juegos y, de mantenerse sano, tirar al menos 150 entradas. La desventaja: Su tendencia a lesionarse, los Yankees ya han tenido bastante mala suerte en este aspecto. Primer temporada en Yankee Stadium; el estadio siempre pone su cuota de presión en los jugadores, aunque después de ver su reacción cuando un águila aterrizó en su espalda, dudo mucho que la afición del Bronx le afecte.

Me hubiera gustado ver cómo hubiera reaccionado el Pepinillo

 

Entonces ¿Fue errada la decisión de los Yankees en dejar ir su prospecto número 1 por el veterano de 30 años?

Creo que los Yankees vieron la oportunidad en Paxton para afianzarse como serios contendientes al banderín de la Liga Americana y la tomaron. Los Yankees son un equipo de presente, cuentan con la ofensiva necesaria para ganar y no estuvieron dispuestos a jugarse un volado con Justus Sheffield, en otras palabras, apostaron al hoy en vez de al mañana. ¿Errados? en mi opinión no, pero sólo el futuro nos dirá si fue así.

¿Deberían los Yankees cambiar a este ex MVP?

¿Será Big G el sacrificado por el “fracaso” del 2018?

Mucho se está hablando sobre los Yankees este mes de noviembre, a pesar de no haber pasado de la ALDS -Serie Divisional de la Liga Americana- y estando aun muy lejos del inicio de la temporada 2019. La razón es porque los Yankees tienen lana pa gastar….y mucha.

Después de terminar la 2018 bajo el límite del “impuesto de lujo” los del Bronx tienen entre 30-45 millones extras pa gastar esta temporada y los rumores, especialmente desde el descalabro contra los de rojo, no se han hecho esperar.

El primero en llegar fue el canadiense James Paxton, pitcher zurdo con experiencia que, si libra su problema con las lesiones, será una pieza clave para aspirar a la Serie Mundial. Los Yankees están persiguiendo muy fuerte a Patrick Corbin de los Diamond Backs, otro zurdito que no caería nada mal en el Bronx, y aunque pitcheo es lo que le hace falta al equipo, las contrataciones “sexys” vienen siempre acompañadas de un madero, y no hay dos agentes libres más apetecibles que Manny Machado y Bryce Harper.

mannybryce
Uno de estos dos aterrizará en el Bronx y en un descuido hasta los dos

Ambos peloteros se espera que pidan un supercontrato mas que jugoso y por 10 años (al menos). Ambos serían bienvenidos en el Bronx; el primero por la recién lesión del Caballero Gregorious y el segundo porque un bat zurdo de poder nunca sobra en el “short porch” del Yankee Stadium. Pero hoy no hablaremos de estos dos, hoy nos centramos en un jugador que podría verse perjudicado con la adquisición de cualquiera o ¿por qué no de los dos? All Stars, me refiero a Giancarlo Stanton.

El ex MVP de la Nacional parece que será el sacrificado si uno de estos dos sluggers llegarán a aterrizar en ese pequeño pueblito que llaman Nueva York -guiño a Juan Vene- ya que dicen las malas lenguas que Brian Cashman quiere hacer espacio en la cartera para que la nómina Yankee no se vea tan elevada. Stanton (29 años) tiene contrato hasta el 2027 de 25 millones de dólares anuales (promedio). Sé que es mucho lo que se le está pagando, y muchos coinciden en que no bateaba a la hora buena y que no cumplió las expectativas que se le pedían a su llegada, pero ¿hizo una mala temporada?¿realmente fue una mala decisión de Cashman vestirlo de pinstripes?¿Debe ser el 2018 el debut y despedida de Giancarlo con los Yankees?

1000_yankee-fan
Giancarlo Stanton abucheado por la afición en su primer partido en el Bronx

Yo no lo creo y le diré por qué.

Estos son los numeritos de Big G en su primer temporada como Yankee:

Captura de pantalla 2018-11-27 a la(s) 12.41.18

Bastante buenos si me preguntan a mí. Pero la fanaticada Yankee siempre espera lo mejor de las nuevas adquisiciones y no se conformarían por nada menos que los 59 palos y las 139 remolcadas de la temporada 2017, pero ¿no estamos siendo bastante exigentes?¿no hemos aprendido nada del pasado?

Recordemos que cuando Gary Sheffield llegó de Atlanta en el 2004 puso números de .290/36/121 (AVG/HR/RBI) ¿muy buenos no? pero por debajo de su última temporada con los Bravos .330/37/132. Los de Tino Martinez cuando llegó de Seattle fueron .292/25/117, buenos también, pero igual abajo de la temporada anterior .293/35/111. ¿Jason Giambi?

giambi
El mejor bigote desde El Don

por las mismas; .314/41/122 vs .342/38/120 en Oakland (este un poco más parecidon) ¿pero qué tal Alex Rodríguez? .286/36/106 en su primera como Yankee contra los .298/47/118 en su última como Ranger. A lo que quiero llegar es que no es fácil jugar por primera vez en Yankee Stadium con el uniforme a rayas. La presión tanto de prensa como de los fanáticos golpea fuerte, en especial a los caballones que llegan con contratos chonchos¹.

Giancarlo llegó a los Yankees y en su primer partido conectó 2 cuadrangulares, su primer juego en Yankee Stadium dió otro y aún así la fanaticada del Bronx no dudo en abuchearlo a la primera oportunidad. El tipo mostró temple y se supo ganar el corazón y respeto de todos los seguidores del equipo. Sí, tuvo sus slumps, pero ¿qué hubiera sido de los Yankees sin él?¿Cree que con la ausencia de Judge otro hubiera podido hacer lo que hizo Big G?¿Cree que sin su protección, Miguel Andújar hubiera tenido la temporada que tuvo con el madero? Yo lo dudo mucho. Si hay algo que se le debe reconocer fue su compromiso y la falta de argolla² que mostró durante la temporada. Ok, no produjo lo que se esperaba en postemporada pero no es un indicativo ni de su talento ni de su futuro. Mookie Betts, MVP de la americana este 2018, en 3 años y 5 series de playoffs tiene números de vergüenza (.227/1/4) y a Alex Rodríguez mucho se le criticaba por no hacer nada en esas instancias -hasta la temporada de 2009 con Yankees sus numeritos también daban pena-.

A lo que voy es que, pese a la presión, las expectativas, los reflectores, el cambio de liga, el cambio de posición y la falta de protección durante gran parte de la temporada (lesiones de Judge y Sánchez), Giancarlo Stanton cumplió y fue pieza importante para que los del Bronx llegaran hasta donde llegaron. Bajita la mano fue líder de los Yankees en partidos jugados (158), carreras anotadas (102), cuadrangulares (38) y remolcadas (100) y aún así lo critican. Jugar en Nueva York no es fácil y la historia nos lo ha demostrado, no veo porque la próxima campaña de Stanton no pueda ser mejor si se mantiene sano él y los demás caballos.

Así que, mi querido lector, yo no soy de la idea ni me apresuro a cambiar al grandote de California, pienso que el próximo año será mejor y que tiene lo que se necesita para triunfar con los Yankees.

 

 

(¹)choncho=gordo=jugoso
(²)argolla=que se le frunce a la hora buena=que le tiemblan las patitas=miedo

El mal estado de las cosas en de Madrid a Nueva York

Lo que pasa cuando haces enojar a la diosa Nike

Mis estimado lector te debo una disculpa, han pasado casi dos meses sin que haya podido darte mi opinión sobre el acontecer de Madrid y Nueva York. Casi dos meses durante los cuales los mayores reclamos vienen de parte de la más pequeña de los Aguilar Vega por la falta del mejor estimulante digestivo que ha podido encontrar. Pero sé que lo comprendes. La racha deportiva por la que han pasado mis equipos no tiene precedente en el poco más del año que tiene de vida este proyecto. La diosa Nike del Olimpo –no, no es la diosa de los tenis, es la diosa de la victoria de la mitología griega, y no, tampoco es la de la columna de la independencia, mejor conocida como el Angel de la Indepencia, esa es la Victoria Alada de la mitología romana-. Bueno, después de esta interrupción cultural, le comento que la mentada diosa Nike la agarró contra un servidor y le dió duro. Primero con el mal armado de un equipo blanco que, aunque dio esperanzas de cosas grandes en un inicio, apenas se le ve forma. Luego con la eliminación de los Bombarderos del Bronx a manos (o bats) de los de rojo. Luego llegó el Clásico y toda la emoción que trae siempre ver jugar al Madrid contra el farsa pero ese mentado dios del Olimpo se ensañó con este tu humilde servidor y les mandó 5 goles a los del Messi y sin Messi en un partido para el olvido. AH! pero la cosa no termina ahí, ese mismo día por la noche los de rojo vencieron a unos Dodgers sin cabeza que terminaron dándoles su anillo número 9. Vaya mesesito de octubre nos aventamos.

Pero bueno, la cosa es que la temporada para los Yankees ya se acabó y viene la esperanza de los anuncios de Brian Cashman con las nuevas incorporaciones. Sin el impuesto de lujo se espera que saquen el cofre que ha estado enterrado todo este tiempo y despilfarren (pero bien, al estilo Cash). De preferencia en 2 pitchers abridores de garantía (ya llegó Paxton en cambio por Justus Sheffield) y en algo más. Muchos hablan de Manny Machado y otros tantos de Bryce Harper, en lo personal no veo mal a ninguno de los dos; es más no veo mal a los dos al mismo tiempo, pero no sin antes subsanar el problema del pitcheo abridor. Esa debe ser la prioridad número uno.

paxton

En cuanto a los de blanco el panorama se ve complicado. El equipo inmediatamente después del 5-1 ha cortado la cabeza del dirigente del barco. Julen Lopetegui ha dejado el timón para cederlo a Santiago “El Indiesito” Solari, quien hasta ayer era entrenador del Castilla. Esperemos que su llegada se parece mucho a la de Zizou, toca esperar que los resultados sean los mismos. A corto plazo tiene 3 objetivos: 1. Alcanzar al farsa, 2. Quedar en primero de grupo en la Champions y 3. Ser el primer equipo en conquistar 3 veces consecutivas el Mundial de Clubes. ¿Posible? por supuesto, para el Madrid no hay imposibles y mi fe en el Madrid, como mi hija de 2 años después de comerse un Milky Way, es inagotable.

 

 

Yankees igualan y el Kraken despierta!

Masa-Hero y un Kraken sin correa

¿Qué les dije raza? ¿A poco no se acuerdan que los estuve chingando que Gary Sánchez debía ser el titular durante la postemporada? Ah no? cheque aquí ==>Gary Sánchez, Austine Romine y la decisión de los Yankees

El vato tiene con que, siempre lo ha tenido es solo que, como todo beisbolista profesional, tuvo una mala temporada. Pero El Gary es visto por muchos -y de los que saben- como el bateador más completo de los Yankees, y no es gente que lo dice al aire, es gente que ha seguido al equipo durante décadas y conoce de béisbol.

OJO! No estoy diciendo que el tipo sea una garantía para el salón de la fama, pero con tantito que se aplique lo será.

Ayer el partido abrió con el segundo palo consecutivo de Aaron Judge. Macanazo por todo el centro-left, descomunal, que hizo que regresaran las pesadillas a David Price, quien en su última apertura ante los Bombarderos se había visto bien. Recordemos que los Yankees desde la partida de Pedro Martínez, adoptaron como hijo a Price y desde que llegó a los de rojo le han estado dando más palo que a chimenea en invierno.

*Estos comentaristas de la postemporada son más salados que las verijas de un pescador

 

Se abre la segunda entrada y ¡PALO, PALO! -como dice mi hija de dos años cuando macanean los Yankees. Ya tenemos heredera universal-, el Kraken hace lo que mejor le sabe hacer a Price, macanazo arriba del monstruo verde. De 18-7 le bateaba El Gary a Price siendo 6 de esos pa la calle.

Es lo que tiene el Kraken, puede estar mal con el madero pero con un swing te desequilibra a un lanzador. A Price le comenzaron a temblar las piernillas y no pudo terminar la entrada. Pa fuera mijo, ojalá te tocará tirar en Yankee Stadium para oír los cánticos de “Who`s your daddy?” de nuevo. –¿te acuerdas Pedro?-

price

De ahí en adelante los Yankees no pasaron ni un solo problema. Masahiro Tanaka estuvo en modo MASA-HERO y solo tuvo un tropiezo en ese jonrón del SS de los de rojo. El bullpen estuvo espectacular de nuevo, Delin-Dealin durante 2 entradas, Britton cuando trae control en esa recta que se le mueve como pequeño slider es intratable y Chapman nos dio muestras de recuperación. Todavía no es el Misil Cubano al que estamos acostumbrados con rectas de 105 mph pero ahí la lleva el vato.

Y el Kraken, ¿qué más puedo decir del Kraken? Estuvo F-ormidable. Después del “altercado” con uno de los relevistas barbones de boston porque el tipo se tardaba una eternidad pa decirle que sí al catcher -como si tuviera 500 pichadas, el mamón nomas tira 2- Gary salió de la caja de bateo a lo que el barbón le grito “Get back in the fucking box” -regrésate a la pinche caja-, se hicieron de palabras y el barbón terminó ganando la batalla kalimaneando¹ a Gary. PEEEROOOO, pal próximo turno de GaryScary se le notó lo ardido y ¡PALO! PA LAS TABLAS, macanazo de 479 pies, el más largo registrado al Kraken desde la era del statcast. Lo mejor de todo es que volteó al dugout de los de rojo, como buscando pleito, y lo “josio” sabrozón.

 

Y pos así nos vamos a Nueva York con la serie empatada a 1, si todo sale bien los de rojo pudieran haber jugado el último partido de local esta temporada.

Las buenas noticias son que El Kraken ha sido liberado, nuestro bullpen sigue excelso y el de ellos mal y volvemos al Bronx, donde la pasada postemporada los Yankees fueron invencibles.

 

(¹)Kalimanear=chocolatear=ponchar

¿Ocupábamos una razón más para amar a Sabathia?

Ayer durante el partido Yankees vs Tampa en el Tropicana Field -estadio más feo no creo que exista- vimos algo que, aunque es común verlo en el béisbol profesional e incluso amateur, tuvo una particularidad que creo muy pocas veces tengamos la suerte de ver. Estoy hablando de un pelotazo intencional.

¿Pero que tiene eso de raro? se estará preguntando usted. Pues déjeme le cuento…

CC Sabathia inició su última apertura de la temporada regular… ah cabrón, pudiéramos estar hablando de su última apertura de este año….AH CABRÓN, pudiéramos estar hablando de su última actuación como Yankee y a como lo ha manifestado, su última actuación como béisbolista profesional…GATUMADRE! Cuando lleguemos al final de este artículo creo que apreciaremos mucho más lo ocurrido ayer….Pero bueno, continuemos. Como le decía, CC inició el partido de ayer con lo que muchos –en especial a los que no nos sobra el dinero- pensamos sería su prioridad número uno, lanzar 7 entradas. Lo anterior derivado a que en su contrato venía establecido el bono por entradas lanzadas el cual, de llegar a las 155, recibiría 500 mil dólares.

CC comenzó retirando las tres primeras entradas de manera perfecta y mejor aún, con pocos pitcheos. El partido iba en modo crucero para los Yankees que llegaron a la quinta entrada con un cómodo marcador de 7-0. Durante esa entrada Sabathia con dos outs golpeó a Jake Baues -no, no es el de 24, ese era Jack Bauer- en la mano, algo que al parecer a los pendejos de Tampa les sonó como intencional -y les digo pendejos porque no mamen, con un hit y perdiendo 0-7 se les ocurre que les pegan adrede-.

 

Seas mamón w, clarito se ve que la bola agarra pa´dentro sin intención de golpear

 

Terminada la entrada lo primero que hace el pitcher de los Rays es pasarle una bola pegada y a la altura de la cabeza al receptor Austin Romine, a lo que CC dio claras muestras de emputamiento¹ desde el dugout.

 

Ahí si hay clara intención. No hay nada más peligroso que lanzarle por detrás de la cabeza a un bateador

No recuerdo las palabras exactas del comentarista de YES Network Michael Kay pero fueron algo así “Algunos managers, aunque el pelotazo no sea intencional, les dicen a sus pitchers que peloteen al bateador solo para mandar un mensaje, como diciendo “ten más cuidado con tus lanzamientos””  e inmediatamente después le pregunta al ex lanzador Yankee David Cone “¿alguna vez te pidieron hacerlo?” a lo que Cone contesto: “Sí, me dijeron que lo hiciera, en mi debut en grandes ligas el manager me dijo “Entra ahí y lanza la pelota lo más duro que puedas a la espalda del bateador”.

Los que lo conocemos -no quiero decir que de manera personal, sino que hayamos seguido su carrera e inclusive escuchemos religiosamente su podcast con Ryan Rucco R2C2- sabemos que Sabathia es una persona temperamental, que suele mentar muchas madres dentro y fuera del campo, por lo que su reacción no nos impresionó ni mucho menos llegó a sorprendernos. Pero sí presenciamos un enojo general en el dugout, no solo por parte de CC, pero no podemos decir que no fuera él el más enojado.

¿Cómo respondieron los Yankees? macaneando. Luke Voit y Giancarlo Stanton se fueron pa las tablas con los jonrones 258 y 259 de la temporada.

Terminó el inning y llegamos a la apertura de la sexta entrada. Sabathia solo había recibido un imparable, los Yankees ganando 11-0 y CC con 54 lanzamientos; bastante cómoda la situación para llegar a la séptima.

Previo a esta entrada Michael Kay le pregunta a Cone “¿cuál es el paso a seguir, represalias?”… “No, yo no haría eso” comenta Cone. “La temporada de Tampa está acabada los Yankees en cambio tienen mucho que perder. Alguna lesión producto de un altercado no es bueno para ellos”

Les comentó lo anterior para que se dimensionen lo ocurrido a continuación:

 

A Sabathia no le importó lo que pudiera pasar, no le importó que lo expulsaran a él, no le importó perder el bono de 500 mil dólares y más importante no le importó que esta pudiera ser su última acción como lanzador de los Yankees. Él hizo lo que tenía que hacer, hizo lo que todo compa con los huevos bien puestos haría, hizo lo que ha hecho toda su carrera y por lo que todos los Yankees, jugadores y seguidores, tenemos un enorme respeto por él: defendió a su compañero.

Que grande eres Sabathia, si antes te tenía en mi top 5 de los Yankees que me ha tocado ver jugar ayer has escalado al top 3.

Espero que la comisión de MLB no lo quiera suspender algunos partidos por lo sucedido, sería una pena no ver a Sabathia de nuevo esta temporada, y aunque dudo mucho que esta haya sido su última acción, sería LEGENDARIO si así lo fuera.

Bien por CC, bien por los Yankees y bien por el béisbol #ILiveForThis

Thats for you bitch.jpg
“Thats for you….BITCH” – CC al manager de Tampa

 

 

P.D. No iba a escribir sobre esto pero descubrí que tengo otro lector, el número 8, el gran Manuel García. Este fue a petición de él. Saludos Manolo

 

***UPDATE: A CC lo suspendieron por 5 partidos y este fue su última apertura de la temporada mas no de su carrera. CC ha renovado otro año con los del Bronx, lo que, según sus propias palabras, será su última campaña

(¹)emputamiento=encabronamiento=enojarse de una manera más allá de los límites de lo normal.

Louis: el gordito bonachón que trae alegría a los Yankees

A poco más de un mes de su debut con el Pinstripe, Louis sigue siendo la chispa

Al referirme al primera base de los Bombarderos del Bronx como “gordito” no lo hago con la intención de insultar o menospreciar a las personas con poquitos cachetes de mas, ni tampoco decir que Luke Voit es un tipo con kilos extras, el tipo es un atleta, a lo que me refiero es que Louis, es como el amigo simpaticón que todos tenemos, que siempre anda alegre y que es rebueno pal bailongo y que por alguna extraña razón resulta que es gordito. En pocas palabras, casi siempre termina siendo el alma de la fiesta. Ese es Louis Linwood Voit -así es, su nombre artístico no es Louis, es su nombre real, resulta que “Luke” es su apodo-.

Louis llegó de los Cardenales de San Luis en cambio por…esperen, eso ya lo platicamos aquí ==>¿Habrá prendido “Louis” la chispa que le faltaba a los Yankees?

En ese artículo escrito con la aún naciente “Revolución Louis” nos preguntábamos si era él lo que les faltaba a los Yankees, poco más de un mes después el primera base que le arrebató la titularidad al Pajarillo nos está confirmando lo dicho.

En el deporte profesional a veces se llega a perder la chispa con la que juegan los amateurs, esa pasión por jugar, competir y ganar que hacen que disfrutes el juego, que esperes toda la semana para ir a pisar el campo y disfrutar de las 2 mejores horas de la semana. Con los profesionales a veces eso no se nota porque los intereses son distintos. Louis con su frescura, su brinquito al estilo Sammy Sosa, su forma de celebrar con sus compañeros tras conectar un bambinazo, su festejo en el dugout, su ímpetu, entrega, y sobre todo su bate caliente, nos hace que nos involucremos con él, que recordemos esos festejos y esas porras que recibíamos de nuestros padres cuando jugábamos en las ligas pequeñas. En pocas palabras nos hace que disfrutemos un poco mas este deporte que tanto amamos. De hecho, con esto Louis ha hecho que muchos de los fanáticos a los Yankees de Nueva York, nos olvidemos de un pelotero que aportaba todo lo anterior (menos la producción con el madero) y que inclusive llegamos casi al grado de manifestarnos para que lo subieran al equipo grande, estoy hablando de Ronald Torreyes.

Luke Voit aporta con su personalidad la alegría que ponía el pequeñín pero aparte batea como los grandes. Desde su llegada a los Yankees, Louis está bateando .331 de AVG, .403 de OBP, con 12 macanazos y 30 remolcadas, siendo pieza clave para asegurar el boleto a la postemporada.

Como muchos, sé que Luke no puede ser Louis por siempre, estamos tal vez ante un periodo de acierto con el madero, ojalá me esté equivocando, pero creo que no podemos esperar de él estos números durante toda una temporada. Lo que sí podemos esperar es que con su alegría y disfrute por el juego, contagie a sus compañeros y haga que todos le pongan ese extra que se requiere para ganar partidos, sobre todo esos importantes que se avecinan.

Lo cierto es que Luke continúa siendo Louis, y si este Louis continúa con su fuerte presencia en el equipo, el #Louis se convertirá de nuevo en TT en twitter lo que puede significar que nuestros Yankees están encaminados a sumar otro año a la pared de campeonatos. Un mes después, Louis nos está dando la razón, un mes después Louis nos mantiene ilusionados y espero que de aquí a un mes los cánticos de “LUUUUUUUUUUUUUU” sigan retumbando tanto en Yankee Stadium como en un parque de la liga nacional.