The New Murderer´s Row

Por allá en 1927 hubo un equipo de los Yankees que, por el poderío que tenía en su lineup, fue bautizado como The Murderer´s Row -pa los del CONALEP es algo así como El Pavellón de los Asesinos-. Aunque el apodo se da originalmente a un equipo previo a la era de Babe Ruth, este tomó más fuerza con los primeros 6 en el orden el equipo del ´27.

Ese equipo tenía entre sus filas nada más ni nada menos que a Babe Ruth como tercero en el orden y a Lou Gehrig como cuarto tolete, que pese a haber sido la temporada de los 60 jonrones del Babe, fue Gehrig quien se llevo el reconocimiento como el MVP. Entre ambos impulsaron 339 carreras y se volaron la barda en 107 ocasiones.

El Murderer´s Row de los Yankees del 27, produjo 670 carreras, batearon .336 de porcentaje y .570 de slugging, ¿cómo no lograr una marca de 110-44 y coronar la temporada barriendo a los Piratas en la Serie Mundial.

lou-gehrig-babe-ruth-1932.jpg
¿Acaso el dúo más temido de la historia?

Después de una breve -muy breve- clase de historia, usted se preguntará ¿bueno y esto que tiene que ver con la actualidad? A lo que yo le contesto… Pues mucho, por si no lo sabe, que lo dudo porque lo publiqué aquí ==> Miscellaneous II, los Yankees adquirieron los servicios de Giancarlo Stanton, lo que viene a cargar una ofensiva de por si ya cargada.

Los Yankees del 2018 -si no se lesiona nadie- tendrán uno de los lineups más temidos en la historia del béisbol, contando con una pareja similar a la de Ruth y Gehrig o Maris y Mantle. Aaron Judge y Giancarlo Stanton en el 2017 sumaron la modesta cantidad de 111 cuadrangulares y a esos súmele los 33 de Sánchez y 25 de Didi, nada mal ¿no lo cree?

Y es que, no es sólo sumar el poder ofensivo de Stanton al roster de los Yankees, no es solo los cuadrangulares o las impulsadas que aportará en la temporada, sino lo que pasivamente generará en la ofensiva de sus compañeros. ¿Y cómo es eso? se preguntará usted….aaaah pues déjeme tratar de explicarme.

Antes que nada, voy a poner aquí cómo acomodaría yo a los primeros 6 en el orden, suponiendo que no llega ni se va nadie:

POS   NOMBRE          AVG    SLG   HR    RBI
LF      Gardner           .264    .428    21       63
RF     Judge                 .284    .627    52     114
DH    Stanton             .281    .631    59     132
C       Sánchez           .278     .531    33       90
1B     Bird                   .190    .422       9       28
SS      Didi                    .287    .478    25       87

Nótese que estoy dejando fuera de los primeros 6 a Aaron Hicks y a cualquiera que sea el tercera o segunda base la próxima temporada. Pero bueno, con estos jugadores sanos sus números no pueden más que aumentar, ¿por qué? pues porque todos verán mejores picheos.

¿A qué me refiero? bueno, ahí va…

Una de las razones por las que Aaron Judge se ponchó demasiado el 2017 fue porque le hizo swing a picheos muy pero muy malos y esto es a consecuencia de que los lanzadores se pudieron dar ese lujo. Uno como picher prefiere arriesgarse a darle la base por bolas a un tipo que con un swing, no necesariamente bueno, te la puede echar pa la calle , por lo que rifársela con el que sigue no parece mala idea; ¿cobarde? yo lo llamaría inteligente, funciona en un 99% de las veces. Ahora con Stanton como “protección”, serán menos los picheos malos que verá Judge, porque no creo que haya quien prefiera regalarle la base al líder de cuadrangulares y novato del año de la Americana, para “rifársela” con el líder de cuadrangulares y MVP de la Nacional; Resultado: mejores picheos para Judge = más swings a picheos buenos = mejores contactos. Y esto no sólo beneficia a Judge, sino a todo el roster; Sánchez por ejemplo se encontrará en una posición más que privilegiada, por lo que no me extrañaría que alcanzará los 40 cuadrangulares esta temporada, algo similar a lo que podría llegar a hacer Bird si se mantiene alejado de las lesiones. No creo que el top 6 del orden al bat de los Yankees no supere los 220 vuelacercas la próxima temporada.

Creo que hablo por todos los aficionados de los Yankees cuando digo que estamos muy emocionados y ansiosos por que empiece la temporada y ver como este Murderers Row 2.0  empieza a destrozar pelotas –crédito del apodo a Talkin´ Yanks-.

Deje sus comentarios acerca de cómo alinearía a estos caballones.

DStxIMuW4AAdZuT
foto de Talkin´Yanks

 

 

 

 

Anuncios

Maris & Mantle…parte 1

El otro día estaba viendo una de mis películas favoritas sobre el Rey de los Deportes -NO pamboleritos, el fútbol puede ser el deporte más popular pero el verdadero Rey, es el Béisbol- una que trata de la carrera entre dos grandes Yankees para batir el récord de “El Yankee”, así es, estoy hablando de 61*. ¿Cómo que no la ha visto?¿Cómo que no sabe de que estoy hablando? Ok, le platico.

61* es una película de béisbol que trata del año en que Roger Maris y Mickey Mantle se agarraron a garrotazos -no a batazos literal, ni como se agarran el gori y el jessi (bueno, esos se agarran a espadazos), sino pegando homeruns- para ver si batían el récord más famoso de los deportes, los 60 jonrones en una temporada en posesión del gran George Herman “Babe” Ruth Jr. La película te muestra como 2 peloteros de diferentes raíces y diferentes estilos de vida, se complementan para hacerse mejores y buscar así tirar abajo a una leyenda.

Maris, un tipo sencillo, esposo y padre de familia, de gustos simples, el cual llega a Nueva York y lo primero que le piden es que cambie su guardarropa, porque lo que traía puesto no era “propio de un Yankee”. Mantle -uno de mis Yankees favoritos-, nacido en Nueva York, carismático, adorado por la prensa, la gente  y en especial las mujeres y los cantineros -le pegaba más duro al whisky que a la bola-, un verdadero playboy, un tipo con un talento para jugar el juego como pocos pero carente de disciplina. Ambos, con sus respectivos problemas, se enfrascan en una batalla para ver quien resultaría el primero en romper un récord con 34 años de vigencia, pero lejos de existir una rivalidad entre ellos, ambos hicieron todo lo posible por ayudar a su “rival” a lograr el cometido.

61.50184

Tío Roberto: No te basta hablar de los 
Yankees del presente, te tienes que ir 
pa atras?
Yo: Tío, los Yankees son el pasado, el 
presente y el futuro del béisbol. Vea 
la película tío, le va a gustar.
TR: A ver espérame...Listo, si esta 
chingona. Síguele pues, ya me cayó bien 
este Mickey Mantle.

 

Maris en un intento de “calmar la sed” de Mantle -bueno no se si debería ir entrecomillado eso, porque en realidad el muchacho tenía mucha sed, algo así como la de nuestro expresiso Felipín-, lo sacó de vivir en un lujoso departamento en Manhattan para llevárselo a su casa en Queens, donde la única regla que le puso fue cero alcohol y cero chicas -AZRPTM¹, lo que habrá sufrido el pobre-. Esto logró tener a un Mickey Mantle en mejor estado de forma, desconectado de sus parrandas y más concentrado en el juego. Pero, con temor a manchar la imagen de nuestro querido Roger Maris, a quien en la película lo ponen como un blanco corderito, una criaturita de pueblo cuyo viaje a la gran manzana le generó tal estrés que hasta el pelo se le empezó a caer, y un bienhechor al mero estilo de un monje tibetano, ante esto me pregunta mi voz de abogado del Diablo ¿Habrá sido esta una artimaña de Maris para tener detrás de él -en el line up, no como tiene el Gori al Jessi cada fin de semana- a un poderoso bateador, obligando así a los pitchers a lanzarle mejores picheos? ¿Será acaso que la blanca oveja resultó ser un lobo disfrazado? Si usted es conocedor de este bello deporte sabrá pa´donde voy con estas preguntas. Si en cambio a usted no le gusta el beis, pero se sabe a la perfección el intro de la novela del Señor de Cielos, le explico a continuación:

73d6615dda68bb4fb89662900d5f818f

 Ella: ¿Cómo que "azrptm"? Acaso te es
sorprendente que alguien tenga que dejar
el alcohol y a las mujeres?
Yo: No amor, claro que no, me sorprende
lo que ha de haber sufrido por irse de 
Manhattan a Queens.
Ella: Ándale pues, la bajaste bien.
Yo: ufff, ya estaba viendo la chancla
voladora

 

En el béisbol si eres caballo², es común que te pichen “dificil” porque puedes hacer más daño pegándole a la bola que regalándote la base -algo que mi compa Sajid no debe saber como se siente-, es por eso, que si eres caballo y quien sigue de ti en el line up no pela un chango a nalgadas**, será común que te den muchas bases por bola, inclusive intencionales. En cambio, si quien sigue de ti es otro caballo, entonces ahí la cosa cambia. Los pitchers tratarán de lanzarte con cuidado de no regalarte la base, porque si no haces daño tú, el que sigue lo hará y doble. Entonces ¿ya entendió el por qué de mis dudas sobre las intenciones de Maris? ¿Nooo? Azptm, ah pero pa´relacionar que personaje del Señor de los Cielos es quien en la vida real es muy buen@ vdd. Ok, ahí le va.

Si el tercer bat (Maris) es muy bueno, y el cuarto bat (Mantle) es más bueno aún, es lógico que el pitcher se quiera fajar³ con el tercer bat para evitar que el cuarto bat llegue a batear con corredor en base. ¿Hasta aquí vamos bien? perfecto. Entonces al ser Roger Maris el tercero en el orden, es lógico que viera mejores picheos debido a que el lanzador cuidaría más el darle una base por bolas, teniendo como resultado, el recibir mejores pichadas para hacer mejores contactos con estas. De hecho, en esa temporada, Roger Maris no recibió ni una sola base por bolas intencional -ándale Sajid, ya te pareces en algo a este w-. Entonces ¿no le parece sospechoso que Roger Maris hiciera todo lo posible por poner a nivel a Mickey Mantle para tener el respaldo del cuarto en el orden y así ver mejores picheos? Pues NO.

Lo poco o mucho que he leído acerca de Maris es que era un tipazo, una persona con clase que amaba el juego, respiraba béisbol y daba todo para que su equipo ganara, así que voz del abogado del Diablo, cállate. A su vez,  no se puede negar que el 9 de los yankees se vio beneficiado de tener tras de si a un bateador como Mantle, en la cual ambos jugadores llegaron a sentir la presión -tanto de la prensa como de los seguidores del Babe- de tumbar a un mítico del béisbol y aún así, terminar ambos una temporada de ensueño. No le contaré como resultó la carrera por tratar de romper el récord -si es aficionado del béisbol ya lo sabe- lo que sí haré es sugerirle que vea la película, réntela o cómprela, -no le sugeriré que la baje o que la compre pirata, pero tampoco le sugeriré que no lo haga- si es aficionado al béisbol le encantará y si no es aficionado, estoy seguro que le agarrará un poquito más de sabor al juego.

 

 

Esta entrada es la parte 1 de 2 o 3, aún no lo sé. En un principio pensé que solo sería una parte, pero no alcancé a mencionar sobre lo que originalmente se trataría este post.

Si ya vio la película dígame que le pareció en los comentarios, si no la a visto comente si le dan ganas de verla o no. Y si quiere la parte 2 también comente. Arre, mientras ustedes tranquilos y yo nervioso.

 

 

 

(¹)*azrptm: abreviatura de azorepotamadre=exageración de azptm=expresión de sumo asombro, pero sumo sumo asombro no chingaderas.
(²)*caballo=en el argot beisbolero se le conoce como alguien que se las puede todas, alguien muy bueno para lo que hace=Un ser superior a los demás.
(³)*fajar=meterle ganar extras -por no decir huevos; amá ya dame permiso-=acción de un deportista de dar el extra a la hora buena=lo contrario de argollarse*
*argollarse=aculonarse=que le tiemblen las piernas a la hora buena
**No pela un chango a nalgadas=expresión asociada a un wey que pos nomas no vale madre=que no sirve pa mucho=que mejor no hubiera venido.
***Ninguna de las imágenes es propiedad de este servidor. Por ningún motivo se presume propietario o dueño de las mismas.