Por fin los Yankees se cansan del Pepinillo

Otra salida de las que acostumbra Sonny Gray y los Yankees dicen: ¡Hasta aquí!

Ayer los Yankees de Nueva York se enfrentaron a unos Orioles, sotaneros y desmembrados casi por completo, y aun así, se las ingeniaron para perder. El pitcher encargado de acercar a los Yankees en la carrera por el banderín divisional contra los Medias Rotas fue nada más y nada menos que nuestro queridísimo amigo el “Pepinillo”.

Sonny llegaba al juego contra los Orioles habiendo tirado 2 juegazos. Había quienes ya lo veían como “recuperado”, otros como la “salvación”, había también quienes se preguntaban, en dónde estaban quienes criticábamos tanto al “Pepinillo”, pero también habíamos algunos que todavía no nos terminaba de convencer. Habíamos quienes esperábamos al menos otras 2 salidas de calidad de Gray para poder recuperar un poco de la confianza y la fe que habíamos depositado en él al inicio de la temporada. Ayer nos dimos cuenta que no andábamos tan errados. El Pepinillo tuvo una salida de las que nos tiene acostumbrados en el Yankee Stadium, una salida tan desastrosa cómo solo él sabe hacerlas…….y contra los Orioles versión AAA. Hágame usted el refabron cavor!

Después de no haber completado ni 3 entradas y haber recibido más palos que Jenna Jameson en su carrera -aaaaah picarón…- el Pepinillo sale del juego y tiene la desfachatez de salirse riendo. ¿NETA PEPINILLO? Se que tal vez haya sido una reacción nerviosa, una manera de no saber como reaccionar ante los abucheos de cuarenta mil aficionados en Yankee Stadium, pero ¡NO MAMES, si a uno lo macanean tan feo la menor de las reacciones sería gritarle al guante más groserías que un tabasqueño saludando a un amigo**, llegar al dogout y destrozar algo, lo que sea, no irse riendo burlonamente de la situación. ¡NO LA CHINGUES!

Quien entró al quite fue la reciente adquisición del GM Brian Cashman, Lance Lynn. El derecho proveniente de los Mellizos de Minnesota dejó un excelente sabor de boca, lanzando 4.1 entradas con solo 5 hits y sin recibir carrera. Y por fin el manager Aaron Boone perdió la paciencia como muchos de nosotros. Por fin el Pepinillo fue sacado de la rotación abridora y puesto en el bullpen. Ah, pero no se fue sin hacer daño el cabrón.

lynn.jpg
En el podcast “La Semana con los Bombarderos” discutimos el gran acierto de Cashman al adquirir al lanzador derecho Lance Lynn

A raíz de que el Pepinillo no pudo tirarle 5-6 entradas “decentes” a los Orioles de AAA, Lance Lynn, como decíamos, tuvo que salir al quite. ¿Y eso qué? bueno pues teniendo en cuenta que la otra adquisición en el mercado de cambios, JA Haap, sufrió una enfermedad en la boca, manos y pies, se duda que pueda abrir el partido del viernes ante los Medias Rotas y al parecer su lugar lo ocupará el mexicano Luis Cessa. No es que Luis lo haya estado haciendo mal, ciertamente ha tenido buenas salidas en sus últimas apariciones en la gran carpa, pero tenemos que ser realistas, Luis se enfrentaría a domicilio al mejor equipo de las mayores y creo que la presión tanto como el talento de los bateadores de Boston, le puedan jugar una mala partida. A lo que voy con la culpa del Pepinillo es que, de haber aguantado unas entraditas más, Lynn no hubiera tenido la necesidad de entrar al relevo, lo que lo hubiera situado en perfectas condiciones para abrir el juego del viernes.

sonnygray.jpg

Pero bueno, el Pepinillo está en el bullpen ahora y Lance Lynn ocupará su lugar en la rotación. Solo falta esperar que Happ esté totalmente recuperado para el viernes o que Cessa salga con la agradable sorpresa y lance un juegazo ante los de Boston. Solo queda esperar a que Sonny Gray logre encontrar sus pitcheos como relevista, encontrando tal vez una nueva vocación y mejor aun, que logre ayudar al equipo a ganar, porque, Sonny, créeme que la razón de mayor peso por la cual estamos a 5.5 juegos de los RedSucks eres tu.

 

**Quiero aclarar que no tengo nada contra los queridos amigos de Tabasco, personalmente tengo amigos en la bella ciudad de Villahermosa y son de esas personas con las que haces una amistad de por vida. Pero su manera de “maldecir” es tan graciosa y divertida que uno no puede ofenderse ante las ocurrencias. Al menos así fue mi experiencia con esas excelentes personas que conocí gracias al bello deporte del softbol. Un saludo a todos mi amigos, ustedes saben quienes son ¿o no, Menoti, Blas y Visca? 

Aquí puede escuchar el podcast de la página “Con las bases llenas” ==>https://conlasbasesllenas.com/la-semana-de-los-bombarderos-episodio-18/

 

 

Autor: De Madrid a Nueva York

Apasionado del buen béisbol y del buen fútbol. Fan de los Yankees, del Madrid (si del Real) y del mundo de Hielo y Fuego. Esposo y padre de 2 maravillosas niñas (que sacaron a su madre)

Un comentario en “Por fin los Yankees se cansan del Pepinillo”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s